top of page
Buscar
  • Lydiette Carrión

El día de los inocentes de Greta Thunberg y Andrew Tate


Andrew Tate es un estadounidense de 36 años, que en algún momento destacó en el kickboxing. Luego, cambió el deporte por una carrera como influencer. En lo personal me sigue pareciendo increíble cómo es que algunas personas logran hacer una carrera bastante lucrativa diciendo vaguedades en las redes sociales. Pero los hay. Y Tate era uno de ellos. En 2016, participó en la temporada número 17 de Big Brother en Estados Unidos. Fue expulsado el día siete porque se filtró a la prensa un video BMSD donde él golpeaba a una mujer con un cinturón –más tarde Tate advirtió que se trataba de un juego sexual consensuado–.

Pero en octubre de 2017, Tate volvió a ser “controversial”. En el contexto de las denuncias por el movimiento #MeToo, en específico contra los abusos cometidos por Harvey Weinstein, Tate tuiteó que muchas mujeres en realidad intercambiaron sexo por favores; y que las mujeres que son violadas deben cargar “con cierta responsabilidad”.


“if you put yourself in a position to be raped, you must bare some responsibility.”


En aquel momento twitter supuestamente suspendió su cuenta. Pero según información de la prensa inglesa, Tate ha sacado al menos tres cuentas entre 2017 y 2022. Ello a pesar de que según las reglas de Tw, una persona cuya cuenta ha sido suspendida, no puede sacar otra. La más activa, y desde la cual, atacó a Greta Thunberg el pasado 27 de diciembre es @cobratate, que Andrew Tate recobró después de que Elon Musk adquiriera la plataforma. En esta cuenta, actualmente tiene casi 4 millones de seguidores.

Pero la fama negra de Tate no terminó ahí. Después del escándalo del #MeToo, Andrew Tate –que por entonces vivía en Reino Unido– anunció que se iría a vivir a Rumania- en aquel momento expresó que el “40 por ciento” de las razones por las que se mudaba ahí era que en Rumania había menos probabilidades de ser acusado por cargos sexuales.

Twitter explicitly bans people with suspended accounts from creating new ones to circumvent those restrictions. When Mr Tate made a new account, however, he was not suspended but instead verified – suggesting that Twitter was completely aware of Mr Tate’s identity when he created the new account and broke the social media site’s rules.

Y continuó esparciendo por internet visiones misóginas. Tuvo una cuenta de Tik Tok, que si bien sólo tenía unos cuantos miles de seguidores, era replicado por decenas de cuentas con, esas sí decenas de miles de seguidores. Según la prensa especializada, sus videos más populares han sido reproducidos billones de veces.

Para abril de 2022, Andrew Tate y su hermano fueron acusados de trata de personas con fines de explotación sexual. Según lo revelado en aquel momento. La embajada de Estados Unidos en Rumania pidió la intervención de la policía rumana para allanar una de las numerosas mansiones de Tate. Ahí habría sido hallada la mujer estadounidense y otra mujer de nacionalidad rumana. De acuerdo con los reportes de aquel entonces, ambas estaban contra su voluntad.

Pero Tate y su hermano siguieron libres. Presumiendo sus innumerables autos, viajes en jets privados… ¿De dónde sacaba tanto dinero? Aparentemente el influencer misógino tendría un negocio de pornografía en línea, también de sus exitosas redes sociales, así como un negocio de couching para jóvenes universitarios que quieren ser exitosos como él.

Y así llegó diciembre. Tate primero sacó un comentario en tuiter el 27 de diciembre dirigido a la ambientalista adolescente sueca, alardeando de tener 30 carros de lujo, y pidiendo que le proveyera un correo para mandarle la información completa, así como su nivel de emisiones.

¿Por qué o para qué hizo eso? Es imposible saberlo, pero probablemente lo que alienta las bravuconadas es la impunidad con que había salido anteriormente. En este caso, sin embargo, supongo que Greta se enojó, se cabreó, y le respondió al nivel y le pidió que le mandara su lista a “energíadepenepequeño@consígueteunavida.com”.

Tate le respondió con un video aún más infantil, digno de cualquier hijo junior de narco: un video ridiculizando los sentidos discursos ambientalistas de Thunberg, intercalados con los autos de super lujo en carreras, o Tate subiendo a sus jets privados… de verdad, como si el propio Tate tuviera… 15 años o menos.

Pero el millonario tan se enchiló que no esperó respuesta y sacó otro video más, acompañado de la leyenda en tw: “Gracias, Greta por confirmar por medio de tu email que tienes un pene pequeño. Y concuerdo con que deberías conseguirte una vida”. (Aquí entre nos, creo que a Tate sí le enojó lo del pene pequeño.) El tipo sale vestido sólo con su lujosa bata de casa, pecho desnudo (cual proxeneta de película), fumando un puro y jactándose de emitir gases contaminantes; luego sigue hablando de su colección de autos. Finalmente, llama a alguien fuera de cámara y le pide que le traiga su pizza, en una caja que “no ha sido reciclada”, muestra orgulloso la comida chatarra que comerá. Y continúa: “estoy enojado con Greta”, y la describe como una alienada de la matrix, que pide impuestos a los gobiernos para caer más en pobreza.

En resumen, pues, todo el affaire, delirante.

Pero 12 horas después, Andrew Tate fue detenido junto con su hermano. La policía rumana informó que allanó 5 casas del magnate.

El comunicado especifica que a inicios de 2021, cuatro sospechosos (dos ciudadanos británicos y dos ciudadanos rumanos) constituyeron un grupo delictivo organizado con el fin de cometer trata de personas en el territorio de Rumania, pero también de otros países, como Estados Unidos y Gran Bretaña.

«Las víctimas fueron reclutadas por ciudadanos británicos (cabe aclarar que Tate tendría nacionalidad británica) tergiversando su intención de entablar una relación de matrimonio/cohabitación y la existencia de sentimientos genuinos de amor (el método loverboy). Posteriormente, las víctimas fueron transportadas y alojadas en el condado de Ilfov, Rumania, donde, ejerciendo actos de violencia física y coerción mental (mediante intimidación, vigilancia constante, control e invocando supuestas deudas), fueron explotadas sexualmente. Fueron además obligadas a producir pornografía que fue difundida en plataformas de internet y redes sociales. Hasta el momento se han identificado 6 personas víctimas de explotación sexual.

En cuanto al delito de violación, se señaló que, en marzo de 2022, una de las víctimas fue obligada en dos ocasiones diferentes, por un sospechoso mediante violencia física y presiones psicológicas a mantener relaciones sexuales. Esto fue lo que narró el comunicado rumano.

Los hermanos Tate estarán en prisión preventiva por al menos un mes, mientras son investigados por los cargos de violación y tráfico de personas.

En una primera versión no confirmada por las autoridades, corrió el rumor de que las autoridades dieron con el paradero de Tate debido a la caja de pizza en su video, que les indicó las coordenadas. Después esto fue desmentido.

Greta Thunberg no se aguantó y tuiteó: “Esto es lo que pasa cuando no reciclas tus cajas de pizza”.

El episodio es hilarante. Pero esa risa puede desviar de una verdad: ¿cómo puede un hombre emitir discursos de odio durante años, amasar una fortuna a partir de la pornografía que otras personas producen, ser acusado de trata de personas, y seguir siendo un influencer multimillonario que puede acosar a una adolescente de 19 años por Tw?

Es probable que los hermanos Tate ni siquiera pasen mucho tiempo detenidos. El propio Elon Musk emitió algún tuit en referencia a la mátrix. Andrew seguirá dando sus opiniones cargadas de odio e ignorancia, y probablemente seguirá siendo un modelo a seguir. La trata de personas con fines de explotación sexual sigue siendo un negocio millonario, que destruye la vida de miles de personas (en su mayoría, mujeres, niñas y niños). ⚅

[Foto: Carlos Ortiz]


Este texto también fue publicado en Pie de Páginas.

43 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page